Seleccionar página

¿Qué supone para la empresa trabajar en la nube?

Estamos hartos de escuchar que si las fotos están en la nube, que si te subo el documento para que lo modifiques, que si ¡menos mal que tenía los contactos en la nube que si no los hubiese perdido todos!… Pero, ¿de verdad sabemos a qué nos referimos cuando hablamos de esa “nube”? y mejor aún, ¿sabemos por qué la usamos? y ¿qué ventajas nos aportan a la hora de trabajar?

Para entendernos rápidamente diremos que la nube es Internet; está formada por todos aquellos archivos a los que se puede acceder rápidamente con el simple hecho de tener Internet, un usuario y su contraseña, independientemente del dispositivo desde el que se acceda. Con este nuevo sistema de almacenamiento, la información ya no se encuentra en los discos locales C: o D: de cualquier ordenador, sino que esta se traslada a una serie de servidores que se encuentran “flotando” en la nube de internet. A día de hoy existen numerosas aplicaciones que nos permiten trabajar en la nube tales como Gmail, Google Docs, Dropbox, Vimeo, Facebook, Pinterest…

 

Trabajar en la nube conlleva una serie de ventajas para las empresas, entre las que destacamos las siguientes:

 

  • Permite acceder a los archivos desde cualquier lugar en el que haya conexión a Internet, desde distintos dispositivos y en cualquier momento del día. Esto permite a las empresas ofrecer una mayor flexibilidad a sus empleados.

 

  • Elimina barreras permitiendo a los trabajadores trabajar en equipo sin necesidad de estar juntos físicamente y realizar cambios y actualizaciones a tiempo real.

 

  • Permite ahorrar en software y hardware, ya que un programa puede ser utilizado por muchos empleados a la vez, las actualizaciones se realizan de manera automática y no se requieren ordenadores muy potentes y con un disco duro grande para almacenar mucha información. También permite ahorrar mucho en mantenimiento técnico, ya que es el propio proveedor de la nube quien se encarga del cuidado de sus servidores.

 

  • La capacidad de almacenamiento de cualquier empresa se ve altamente incrementada respecto a la que pudiese guardar anteriormente en archivadores colocados en numerosas estanterías o en sus ordenadores. Además, siempre se podrá incrementar en caso de que sea necesario.

 

  • A pesar de que muchas personas siguen dudando de la seguridad de este sistema, queremos hacer hincapié en la idea de que los archivos se encuentran mucho más seguros almacenados en la nube que en el cualquier ordenador, ya que estos pueden fallar en el momento menos esperado.

 

Como podemos observar, trabajar en la supone conlleva una serie de ventajas para las empresas que se traducen en una mejora del rendimiento y de la productividad de sus empleados.

¿Has creado una empresa recientemente y aún no tienes firma digital? Ya sabes que la imagen es muy importante a cada paso que das con tu empresa, debes cuidarla para que la idea que tengan de ti tus clientes sea positiva no solamente por el buen trabajo que haces sino también por lo que trasmites. Los mails sin firma digital no dan demasiada confianza, son poco serios, por este motivo hoy te contamos los pasos que debes de dar para que tu firma sea adecuada. ¡Sigue leyendo!

  • Lo primero es tener claro qué información quieres que aparezca en tu firma. Los datos imprescindibles son: nombre completo, empresa y logo, e-mail, teléfono, dirección física, web y cargo. A partir de aquí, puedes enriquecerla con otros datos como son enlaces a las redes sociales, Skype, texto de protección de datos…, lo que consideres que será útil para localizarte. Una buena firma tendrá entre 5 y 10 líneas, no es conveniente cargarla con datos irrelevantes.

 

  • ¿Incluir o no las redes sociales? Esa gran decisión. En este sentido, cada uno tendrá sus gustos pero lo cierto es que si cuentas con unas redes sociales actualizadas y trabajadas, incluir los enlaces en la firma siempre va a suponer un valor añadido para tu empresa ya que las personas que se interesen por este tema, tendrán una forma más de conocerte. En el mundo en el que vivimos, ya nada se concibe sin redes sociales, ¡no lo olvides!

 

Crear la firma en HTML

Si ya tiene claro todo lo que quieres incluir en tu firma, ha llegado el momento de crearla. Te vamos a hablar de dos alternativas muy sencillas para crearla en formato HTML.

  1. A través de la web com: se trata de un sistema muy sencillo, tan solo tienes que seguir los pasos que te indica en lo que respecta a posición de la firma, imagen, datos, redes sociales, color, tipografía… Cuando ya estés completamente convencido de que así la quieres solamente tienes que continuar y linkar en la opción Decargar .htm y ¡hecho!
  2. También es muy fácil crear tu firma digital a través de Word. Abres un nuevo documento, incluyes una imagen y el texto que quieres que vaya debajo o al lado con todos tus datos y simplemente lo seleccionas y das a Guardar como… Páginas web.

Ambos formatos, te servirán para insertar en cualquier correo electrónico. De todas formas, ten en cuenta los siguientes elementos a la hora de usar HTML en la firma de correo electrónico:

  • Asegúrate de que se ve correctamente en texto plano.
  • Utiliza fuentes en negrita y estándares, no uses fuentes grandes, pequeñas y coloridas.
  • No uses CSS. El formato HTML es aceptado universalmente.
  • Usa Fuentes Font-Safe.
  • Si incluyes un logo, asegúrate de que la firma se vea correctamente incluso cuando éste no se cargue o se bloquee.
  • Verifica cómo se ve la firma cuando se reenvía el correo, debe verse de la misma forma que cuando se crea un correo nuevo.

Esperamos que con estos consejos no tengas ningún problema para crear tu firma digital. ¡Cualquier duda, ya sabes dónde estamos!